Mar12012020

Última actualizaciónJue, 26 Nov 2020 5pm

Back Está aquí: Inicio Medio Ambiente Proyectos La expansión de los encinares amenaza al tritón del Montseny

La expansión de los encinares amenaza al tritón del Montseny

Un estudio liderado por el CEAB-CSIC y el CREAF arroja resultados preocupantes para la conservación del tritón del Montseny. El estudio, recientemente publicado, concluye que el cambio climático y los cambios de cobertura vegetal que sufrirá el Parc Natural del Montseny, en Barcelona, ponen en riesgo su viabilidad a largo plazo.

Los resultados del trabajo indican que los cambios de cobertura del paisaje influyen en los recursos hídricos y los organismos que dependen de ellos, como en este caso el tritón del Montseny, una especie en riesgo de extinción. Cr´dito imagen: CEAB-CSIC. El tritón del Montseny es una especie de anfibio que solo habita los pequeños torrentes de las partes más altas del macizo que le da nombre y ocupa un área de menos de 25 km cuadrados. Por este motivo, en la actualidad está clasificada como especie en riesgo grave de extinción por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).

Un estudio liderado por el investigador del Centro de Estudios Avanzados del Blanes (CEAB-CSIC), José L. J. Ledesma, y la investigadora del CREAF, Anna Àvila, junto con expertos en biología de la especie y climatólogos del Servei Meteorològic de Catalunya alerta de que el aumento de la cobertura de bosque en el Montseny puede provocar que estos torrentes no lleven suficiente agua para los tritones durante períodos largos de tiempo, pudiendo poner en peligro el proyecto de reintroducción de la especie.

Al aumentar la cobertura de bosque, el consumo de agua por parte de los árboles es mayor y el caudal de los riachuelos baja. De hecho, el estudio alerta que este efecto es la principal amenaza para la especie, más que el aumento de la temperatura o la falta de lluvias que ya está provocando el cambio climático.

El movimiento de los encinares a cotas más altas es, a su vez, un producto del cambio climático. Las encinas suben lentamente a zonas cada vez más altas, ocupadas por brezales, donde antes no podían vivir, y donde van encontrando unas mejores condiciones de temperatura y humedad.

“Esta huida tendrá consecuencias en la hidrología del macizo afectando los hábitats acuáticos del tritón”, advierte Anna Àvila. Los encinares tienen más necesidad de agua que el brezal y transpiran incluso durante los períodos de sequía. Por ello, su expansión hará aumentar la evapotranspiración del ecosistema dejando a los torrentes con menos agua.

El estudio ha analizado las medidas del caudal tomadas durante cinco años en un torrente del Montseny y su relación con el clima (precipitaciones y temperatura) y la vegetación. Con esta información, los investigadores han calibrado un modelo hidrológico que les ha permitido estimar cuánta agua llevarán los torrentes en el 2050 y 2100 según los posibles escenarios de cambio climático aportados por el Servei Meteorològic de Catalunya, los cuales contemplan los cambios en la precipitación y la temperatura. Estos escenarios se combinaron con posibles escenarios de cobertura forestal, basados en estudios previos.

El autor principal del artículo, José Ledesma, explica que “tanto los modelos climáticos e hidrológicos, como los escenarios de cobertura de vegetación tienen asociada una incertidumbre, pero las diferentes combinaciones de escenarios indican que los períodos secos serán más frecuentes y largos en el futuro. Este hecho reduce la incertidumbre y da robustez a las conclusiones”.

Demasiado lento para huir de la falta de agua

El tritón es un animal prácticamente acuático. Se le encuentra en aguas frías, limpias y oxigenadas de los torrentes de los hayedos y encinares, donde se reproduce y se alimenta. La sequía les obligará a refugiarse largas temporadas entre los esquistos o abandonarlos en busca de ambientes más idóneos.

Aunque aún se desconoce mucho de la biología del tritón del Montseny, los estudios indican que se mueve muy poco. Con el tiempo, esta baja capacidad de dispersión y la baja existencia de torrentes adecuados para la especie podría dar lugar a la pérdida de individuos y, a largo plazo, podría conducir a su extinción.

Albert Montori, del GRENP (Grup de Recerca de l’Escola de la Natura de Parets del Vallès), que también ha participado en el estudio, explica que el tritón del Montseny depende mucho más del ambiente acuático que el tritón del Pirineo. “A diferencia del de los Pirineos, los subadultos del tritón del Montseny son tan acuáticos como los adultos y las larvas. Esto provoca que, ante una sequía, se vea afectada toda la población”.

La gestión del paisaje puede ayudar a la conservación del tritón ante el cambio climático

El tritón del Montseny fue descrito por primera vez el año 2005. Para contribuir a su conservación, en 2016 la Diputació de Barcelona obtuvo el proyecto LIFE Tritó Montseny, con los objetivos de profundizar en el conocimiento de la ecología del tritón y evaluar sus amenazas.

Se han llevado a cabo con éxito proyectos de reintroducción que han duplicado el número de individuos de sus poblaciones, pero este esfuerzo se puede ver en peligro si no se consigue conservar sus hábitats.

Se han llevado a cabo con éxito proyectos de reintroducción que han duplicado el número de individuos de sus poblaciones, pero este esfuerzo se puede ver en peligro si no se consigue conservar sus hábitats.
José Ledesma considera que “a partir de ahora, lo más importante sería cuantificar y definir las necesidades reales de caudal mínimo del tritón y estudiar su posible capacidad adaptativa para afrontar los períodos de sequía”.

Por otro lado, Anna Àvila cree que “los resultados del estudio pueden ayudar a gestionar la conservación de la especie. Las administraciones del Parque podrían realizar actividades forestales para evitar la expansión de los encinares en las partes altas del macizo”. Una expansión que es ya una realidad.

Un estudio previo desarrollado por el CREAF demostró que desde la segunda mitad del siglo XX los hayedos y los brezales del Montseny están siendo substituidas por encinares. Con este conocimiento, la gestión del paisaje que regule la cobertura forestal podría ayudar a garantizar los caudales de los torrentes y la supervivencia de esta especie única del macizo.

Articulo de referencia:

Ledesma, J.L.J., Montori, A., Altava-Ortiz, V., Barrera-Escoda, A., Cunillera, J., Àvila, A. (2019). Future hydrological constraints of the Montseny brook newt (Calotriton arnoldi) under changing climate and vegetation cover. Ecology and Evolution, 9, 9736-9747. doi: 10.1002/ece3.5506